Los beneficios del Botox

El tratamiento con Toxina Botulínica es uno de los tratamientos más demandados en la medicina estética actual, siendo el mejor tratamiento para prevenir las arrugas de expresión sin la necesidad de recurrir a un “lifting” quirúrgico. La Toxina Botulínica tiene la capacidad de producir un efecto lifting sin cirugía, de forma rápida, segura y eficaz y se ha comprobado también su eficacia en casos de hiperhidrosis (sudoración excesiva) tanto axilar como palmar., En paliar la migraña,se utiliza contra la incontinencia urinaria,“La toxina botulínica es una de las mejores herramientas actuales para los neurólogos”, afirma la Dra. Mónica Monroy, especialista en neurofísica clínica en el Hospital Fremap de Majadahonda. y en la zona ocular para resolver el estrabismo.

¿Qué es la Toxina Botulínica?

La toxina botulínica tipo A, Botox, es simplemente un relajante muscular. Una proteína altamente purificada que actúa relajando la musculatura facial y reduciendo las líneas de expresión. La Toxina Botulínica bloquea los impulsos nerviosos lo que deriva en una reducción de la contracción muscular, la superficie de la piel se alisa poco a poco y las tan temidas líneas de expresión comienzan a desaparecer.

Aplicaciones

Se inyecta en cantidades minúsculas en los músculos del rostro cuya actividad es excesiva, para relajarlos y difuminar y prevenir la aparición de arrugas de expresión o suavizar las arrugas estáticas pero es imprescindible que el especialista tenga profundos conocimientos de anatomía facial y de correcta administración del mismo dependiendo de cada paciente, ya que de ello va a depender la consecución de un resultado más natural.

En medicina estética se recomienda especialmente para zonas localizadas como la frente, el entrecejo, las patas de gallo, la comisura de la boca y las bandas centrales del cuello, es decir, para la reducción de las líneas de expresión del tercio superior del rostro. Correctamente administrado resulta idóneo como preventivo de la aparición de arrugas y para producir un efecto lifting en cejas, punta de la nariz, línea mandibular o comisura de la boca.

Duración de los efectos

Se aprecian los resultados a partir del tercer día de la aplicación y tiene una duración de entre 4 y 6 meses siendo mayor el efecto a medida que se van repitiendo aplicaciones. Es un procedimiento ambulatorio que no deja cicatrices y no produce ningún tipo de inflamación, pudiendo hacer vida normal desde el mismo momento de su aplicación.

Experiencia: El Dr. Jorge Alvarez Marín, del Centro Médico Milenium utilizó por primera vez el Botox en el tratamiento de estrabismo a un niño de 10 años. hace más de 20 años.

“La toxina Botulínica (Botox) debe ser infiltrada por un profesional”

 

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Current day month ye@r *